La liebre del profesor Müller (Medicina de vanguardia) – Calandrelli, Matías

60.00 US$

Calandrelli, Matías

Estado del ejemplar: Usado - Muy bueno
Número de inventario: 507945

Detalles bibliográficos

Editorial: Ediciones Anaconda, Buenos Aires
Año de publicación: 1956
Encuadernación: Rústica con solapas - Intonso
Estado: Usado - Muy bueno
Edición:
ISBN:

La liebre del profesor Müller (Medicina de vanguardia) | Calandrelli, Matías | Ediciones Anaconda | 507945

Hay existencias

SKU: 507945 Categorías: , Etiquetas: ,

Descripción

255 páginas. Primera edición. Colección Ensayos. El doctor Matías E. Calandrelli, fallecido en 1951, médico argentino de jerarquía y a la vez escritor originalísimo, humorista y poeta, con su obra “La Liebre del Profesor Müller” se ha hecho conocer tanto en Latino América como en España. De este libro, verdadero éxito de librería, en pocos meses se agotaron quince ediciones. Es una amenísima crítica a las exageraciones de la “Medicina de vanguardia”, como la llama el autor. Este mal, siempre en auge permite que la obra no envejezca, y que lo escrito para una época ya desaparecida pueda seguir siendo actual. Hemos de hacer notar que hombres de ciencia, como el doctor Gregorio Marañón, le han dedicado merecidos elogios, y que un renombrado escritor, también español, don Francisco Grandmontagne, prologando la obra humorística en verso de Calandrelli, intitulada “El Ojo Clínico”, tilda a su autor de “poeta genial”. A la pluma de Calandrelli, finamente satírica, aunque sin malevolencia y siempre deseosa de poner las cosas en su lugar, se le deben obras maestras como las ya aludidas y “El Sanatorio de las Feas Artes”, serie de sonetos de perfección petrarquiana y a la vez de finísima crítica. Presentamos de nuevo al público de Buenos Aires una reedición de “La Liebre del Profesor Müller”, junto con la primicia literaria “Internado Médico”, en la que el médico ya anciano refiere anécdotas de su vida estudiantil. Esta obra, digna de ser parangonada con la “Juvenilia” de Miguel Cané, nos traslada a la lejana y brillante época en que actuaban en los hospitales porteños figuras de la talla de Wernicke, Ayerza, Chaves y González Catán. Resulta interesante hacer notar que también desfila por sus páginas el después famoso José Ingenieros, muchacho entonces de dieciséis años, que era… pinche de botica, y tomaba parte activa en las bromas estudiantiles que hicieran famoso otrora al Hospital de Clínicas. Por su carácter jovial, simpático y travieso, “Internado Médico” resulta una obra difícil de olvidar.

Información adicional

Peso190 g